Bienvenido

Bendiciones!! Que alegría saber que tenemos este espacio, como un oasis en el desierto, en donde encontremos y compartamos la palabra de Dios, Las buenas Nuevas y todo aquello que traiga bendición a nuestras vidas.

Espero lo disfruten!!

martes, 4 de septiembre de 2012

ME NIEGO A CREER III


                                    4 de Septiembre 2012

·       ME NIEGO A CREER

Que soy un perdedor y  me quedaré sin hacer nada frente a la injuria, oprobio, calumnia y la maldad de los hombres. Oye, oh Dios nuestro, que soy objeto de su menosprecio, Soy afrentado por los vecinos, escarnecidos y burlados de los que están a mí alrededor. ¿Hasta cuándo, oh Dios? ¿Estarás airado para siempre? ¿Arderá como fuego tu celo? y vuelve el baldón de ellos sobre su cabeza, y entrégalos por despojo en la tierra de su cautiverio y caiga el mal que deseaban sobre mi sobre sus propias cabezas y no entre su malvado consejo en la intimidad de mi hogar, no cubra su iniquidad y borra de sobre la tierra todo plan trazado para hacerme daño, te ruego si he hallado gracia y te soy agradable que me permitas ver el poder de tu justicia operando a favor tu siervo, entra mi alma en tu reposo y guárdame en tu lugar santísimo hasta que pase la indignación de los que me aborrecen.  


·       ME NIEGO A CREER

Que no tendré suficientes recursos económicos para honrar todas mis deudas, que viviré toda una vida limitado, en pobreza, y diciendo en mi corazón, “en cuanto a mí, casi se deslizaron mis pies; por poco resbalaron mis pasos. Porque tuve envidia de los arrogantes, Viendo la prosperidad de los impíos. Porque no tienen congojas por su muerte, Pues su vigor está entero. No pasan trabajos como los otros mortales, Ni son azotados como los demás hombres”. Te ruego que cambies mi manera de pensar  hazme confiar en ti y hacer el bien hasta que sea apacentado de la verdad y oír tu voz diciéndome “Deléitate asimismo en el Señor, Y Él te concederá las peticiones de tu corazón. Encomienda a Jehová tu camino, Y confía en él; y él hará”. Salmo 37:5

·       ME NIEGO A CREER

Que mis enemigos ganarán, que se saldrán con la suya, que no habrá justicia de Dios para mí                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                               y que mis años de dolor y suspirar darán fin a mi días de espera en la tierra. Júzgame, oh Dios, y defiende mi causa; Líbrame de gente impía, y del hombre engañoso e inicuo. Pues que tú eres el Dios de mi fortaleza, ¿por qué me has desechado? ¿Por qué andaré enlutado por la opresión del enemigo? Acaso mi Dios ha muerto para guardar luto y vivir en una continua soledad y tristeza  el rugirá desde Sion, y dará su voz desde Jerusalén, y temblarán los cielos y la tierra; pero mi Señor el Santo y el bendito será la esperanza de su pueblo, y la fortaleza de los hijos de Israel de generación en generación, Él será el fuerte de Jacob.
ME NIEGO A CREER

Que no saldré adelante, que no puedo hacer las cosas, que mi tiempo pasó, eso tendrá que verse, porque tengo fe para surgir de los escombros, levantar vuelo como el águila habitar en los lugares altos, sembrar y recoger la cosecha, porque así dice el señor “He aquí yo creo nuevas cosas, nuevos cielos y nueva tierra; y de lo primero no habrá memoria, ni más vendrá al pensamiento. He aquí que mis siervos comerán, y vosotros tendréis hambre; he aquí que mis siervos beberán, y vosotros tendréis sed; he aquí que mis siervos se alegrarán, y vosotros seréis avergonzados; he aquí que mis siervos cantarán por júbilo del corazón, y vosotros clamaréis por el dolor del corazón, y por el quebrantamiento de espíritu aullaréis”.

 

·       ME NIEGO A CREER

Que este leve sufrimiento y esta prueba que estoy pasando acabe con mis años de de espera, de oración, perseverancia, de múltiples batallas que en su nombre me ha permitido ganar, hoy me paro firme porque algo grande sucederá, lo siento, lo percibo. La bendición de Dios estará arribando a mi vida. Dios hará grandes cosas conmigo y nada podrá impedir que eso ocurra: " El reino de las tinieblas no podrá detener lo que Dios hará conmigo”. Declaro como hijo de Dios: " ¡que soy el próximo bendecido! El Señor dice: " Yo vengo con retribución, vengo con pago. Yo pagaré”. Este es el tiempo en que Dios hará algo tremendo. Quitaré de mi mente que Dios me ha olvidado y escribiré en mi memoria que él viene a mi vida con retribución.

·       ME NIEGO A CREER

Que en mi vida todo permanecerá igual que no habrá cambios, mejores tiempos y cosas nuevas, que para mí no habrá bendición de Dios, ruego a la misericordia del padre que se acuerde de mi ya sea para mandar un profeta a la altura de Elías, de Samuel, Moisés que delante de mis ojos haga grandes y poderosos milagros creativos en donde yo pueda ver que el Señor cambiará la atmósfera en mi vida. Él irrumpirá en mi casa, en mis finanzas y en mi trabajo. Él cambiará la atmósfera de mi matrimonio, transformará todo lo infructífero en fértil. Este es el tiempo para mi vida. El Señor es quien me dice: " Espérame, alábame, glorifícame, gózate, porque vienen días de milagros para ti. Plantaré mis pies en medio de tu casa y bendeciré todo lo que hay allí ". " Tú, mujer estéril que nunca ha dado a luz, ¡grita de alegría!  Tú, que nunca tuviste dolores de parto, ¡prorrumpe en canciones y grita con júbilo! 

 

·       ME NIEGO A CREER

Que las maldiciones generacionales de cualquier índoles no  terminarán, que se quedarán para hacer estragos, me levanto en nombre de Jesús para revocar, cancelar y dejar inoperante, de una vez por todas, la maldición y su propósito,  Mi fe en Dios se aumenta de forma inteligente para  activar, crear los ambientes de prosperidad, naci para ser bendecido en felicidad, salud y abundancia A partir de de hoy se vence todo miedo al cambio, elimino todo pasado negativo, me abrazo a este presente positivo lleno de felicidad y nuevas posibilidades de ver cielos abiertos y la misma gloria de Dios, corto con todo pensamiento negativo, tristeza, angustia, que no me permita vivir en paz, me declaro merecedor  de lo positivo, de la alegría, la  felicidad y el gozo de mi Señor.

 

·       ME NIEGO A CREER

"Me niego a creer, como hijo de Dios, que mi llanto es sordo y vano, que mis gritos no resuenan y que es inútil mi canto cuando alabo tu nombre; me niego a creer, que no existe valentía frente al poder insolente que destierra y que dominan los hombres malvados; me niego a creer, oh Dios Eterno, que tu pueblo está acabado, que los pobres han perdido bajo el yugo machacados y que no hay salvación de Dios.  Me niego a creer, que el dolor y la agonía de quien sufre la miseria no se tornen alegría, me niego a creer, que la esperanza está vacía, que la vida es un engaño, un puro fraude la dicha., Me niego a creer, que tus manos se han cansado, que el amor se ha vuelto viejo y que es locura proclamarlo, me niego a creer, que el rencor engendra vida, que la huella del humilde alguien la borre algún día,  me niego a creer, que la paz haya claudicado, que no hay lugar para el sueño de habitar un mundo mejor. Me niego a creer, que el combate esté perdido, que nadie puede hoy en día perdonar al enemigo.

 

·       ME NIEGO A CREER

Que viviré una vida llena de culpa por mis errores del pasado, enlutado en creer que no hay perdón de Dios para mi vida, ignorando la palabra que dice. “Si vuelves yo te restauraré, y delante de mí estarás; y si entresacares lo precioso de lo vil, serás como mi boca. Y te pondré en este pueblo por muro fortificado de bronce, y pelearán contra ti, pero no te vencerán; porque yo estoy contigo para guardarte y para defenderte, dice el Señor!, por esta verdad me despojo de todo vestido de culpa y me visto con el manto de hombre nuevo, libre, en este instante olvidaré mi pasado y dejaré que Dios se preocupe de mi futuro,  Donde veré días buenos y mejores , miraré un nuevo amanecer,  olvidaré la miseria y  será solo  como agua que pasó.

·        ME NIEGO A CREER

Que la vida es injusta, que solo unos pocos disfrutan de lo bueno de la vida, no pondré en mi corazón mal sentimiento,  ni daré despropósito a Dios porque tuve envidia de los arrogantes, viendo la prosperidad de los impíos que con maldad la logran. Le pediré a mi alma y confiaré en la promesa que dice: “Confía en Dios, y haz el bien; Y habitarás en la tierra, y te apacentarás de la verdad. Deléitate asimismo en el Señor, Y El te concederá las peticiones de tu corazón”.

 

·       BENDIGO

A todos aquellos que están atravesando por l momentos duros en su vidas, en sus finanzas, a todos los que se han visto afectados por el impacto económico mundial, a los que  han tenido que dejar el trabajo y sus labores por diversas razones, ruego por ellos para que no entren bajo la influencia del temor colectivo,  a la falta de fe, y menos que sus labios se abran para darle despropósito a Dios, atiéndelos Señor y socórrelos conforme a tus promesas, que tú no dejarás al justo desamparado ni tus siervos mendigarán pan, por amor a tu nombre desborda un espíritu de abundancia y fortaleza hasta que ellos sean  saciados y entren en la gloria de tu espíritu, no te detengas ni guardes silencio, porque son vasos de barro y su resistencia se ha debilitado por sus necesidades, dales, oh Señor, lo  que les tengas preparado, un manto de fortaleza, una luz de esperanza, semilla para sembrar,  pan para comer, y que cobre vida para ellos lo que dice  el Salmo veinte y tres.

 

 

·       BENDIGO

La fe y la fortaleza de aquellos que, pese a sus necesidades y circunstancias, no han negado su fe y renunciado a su esperanza, a todos aquellos que están unidos al amor del Señor y que en su corazón han dicho nada me separará del amor de Cristo, ni la muerte, tribulación, escases, peligro de espada, hambre o desnudes jamás me apartarán de ti,  Eterno Creador de los hombres, porque la fe viene de ti y nos ha capacitado para ver las cosas que no se ven, confiar que mi necesidades tu las permites porque me ayudan para bien y  fortalecen al cien por ciento la confianza de mi alma, para ver tu favor y bondad en la tierra de los vivientes, desato hoy una fe sobre natural, que produzca el milagro esperado en todas las áreas de sus vidas. Porque no ha sido abandonado Israel, ni Judá por su Dios, el SEÑOR de los ejércitos, aunque su tierra esté llena de culpa delante del Santo de Israel,  no te abandonará jamás.

 

·       TE BENDIGO

Para que comprendas y entiendas el amor de Dios que precede a todo conocimiento y se ensanche tu corazón en este conocimiento para que surja un cambio de actitud y un estilo diferente de vida, por la esencia y naturaleza del genuino y más poderoso amor de Dios, deseo que tú puedas perdonar, olvidar el daño que muchos hombres sin misericordia hicieron en tu vida dañando la profundidad de tu alma, ánimo no desmayes, soporta con mucha paciencia, la inmadurez del hombre falto de este amor, que no ha entendido, que la fuerza ágape de Dios  todo lo sufre, todo lo soporta, no se irrita, no se envanece, no guarda rencor, todo lo cree, no es envidioso y provoca en el corazón del hombre la aceptación de Dios, y nos lleva a una vida exitosa logrando así una buena calidad de vida con expansión de buena salud, paz como un río de riquezas y honra.

 

·       BENDIGO

Tu familia con el espíritu de la restauración cuyo poder tiene la fuerza de trabajar en las cenizas y donde no queda indicio de nada, aquellos que se están desintegrando que han tomado el camino de la separación  cuyos hijos han caído en lazo del enemigo y los padres han perdido la fuerza de amar, traiga el Señor desde su santuario el bálsamo de su santo espíritu para curar las heridas, físicas y emocionales, se borre de sus corazones los diferentes pensamientos y todo recuerdo del pasado, clamo a Dios y ruego por la herencia familiar para que no se hagan esperar las palabras que dicen “Tú y tu casa servirá al Señor y tus hijos serán cargados en los hombros del Señor”, te bendigo para que reine un espíritu de paz, armonía, estabilidad , comprensión, gracia y misericordia en todos aquellos que forman el seno de tu familia, y que desaparezca para siempre el mal trato, las riñas y la venganza familiar.

 

·       BENDIGO

A todos los misericordiosos, a los que aman al Señor y hacen el bien  a su prójimo en cuyo corazón no hay engaño y en la ley del Señor medita, a todos los que pacientemente esperan en el Señor y por más duro que la vida los ha golpeado nunca han negado el nombre del Señor, ruego y clamo por ellos para que se les dé un trato preferencial y se atienda como prioridad sus ruegos, suplicas, peticiones, oraciones y acciones de gracias, el Dios Eterno los haga participes de toda cosa buena, de todo el bien de su nombre, y haga memoria de sus siembras, amor y paciencia para darles una remuneración sin precedente, en donde el cielo se abra, la higuera de su fruto, florezcan los desiertos y el pan no falte en tu mesa, envíe el Señor a tu lado personas de buen corazón que te amen, te extiendan la mano para ayudarte y estar contigo como una fortaleza en todo tiempo.

Únete al grupo de facebook http://www.facebook.com/#!/groups/107708955942345/

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada